Compartir:
Si deseas darles a tus hijos las mejores oportunidades en la vida, asegúrate de que sepan que sus padres están enamorados.

Conforme fui creciendo, nunca me sentí engañada respecto al matrimonio de mis padres. Aunque a veces los escuchaba discutir (educadamente), sabía que mis padres estaban enamorados. Esto es algo excelente, ya que los niños que provienen de familias bien constituidas, tienen una enorme cantidad de beneficios en todos los aspectos de su vida.

En otras palabras, si deseas darles a tus hijos la mejor oportunidad en la vida, asegúrate que sepan que sus padres se aman. Estas son algunas de las cosas que todo niño merece ver que su padre haga por su esposa:

1. Muestra tu aprecio delante de sus hijos

Mi padre siempre indicaba que nuestra buena apariencia, inteligencia o decisiones sabías, vinieron de parte de nuestra madre. “Por eso me casé con ella,” era una frase que decía con frecuencia.

2. Haz que tus hijos la ayuden a preparar la comida

Sí, ellos se quejarán, pero poner a los hijos a que hagan algo para aligerar la gran carga de tu esposa, les plantea el hecho de te preocupas por mejorar su vida.

3. Sé cursi

A pesar de que se quejen y protesten, los niños necesitan ver que su papá es romántico con su madre. Mi padre no es un debilucho, pero es un romántico porque a mi mamá le gusta eso. Escribía poemas para el día de la madre y en su aniversario. Esto nos mostraba, al igual que a ella que esos días eran importantes para él.

4. Deja a los amigos en segundo lugar

Papá no insistía en tener una noche sólo para hombres. Aunque sus pasatiempos podrían haberse transformado de manera fácil en excursiones de fin de semana para hombres, optó por hacer que mamá se convirtiera en su mejor compañero. Participaban juntos en excursiones, trabajaban en el patio, barnizaban la casa, iban de compras, veían películas, o arreglaban la fontanería. De pequeños, no teníamos ninguna duda quien era la persona más importante para papá.

Tus hijos necesitan tener confianza en tu matrimonio. Necesitan saber que se aman.

5. No toleres las traiciones de los hijos

Apoyar a tu esposa es un: “Te amo”, continuo. No había mejor manera de molestar a papá que respondiéndole de forma grosera a mi mamá. Él simplemente no lo toleraba.

6. Tómala de las manos y bésala

El contacto físico es un signo visible para los niños de que la relación es segura. Mi padre le daba un beso mamá cuando llegaba a casa del trabajo. Se tomaban de las manos en público. A pesar de que me parecía desagradable en aquel momento, era reconfortante cuando se acurrucaban durante las noches de cine familiar.

7. Cuéntale su historia de amor

No es ninguna historia digna de una película para jovencitas, pero saber cuál fue la razón primordial por la que mis padres se enamoraron nos ayudó a reconocer que esas razones iniciales seguían allí.

8. Canta y baila

Las cortas sesiones de baile de vals en la cocina eran la forma que mi padre le mostraba a mi madre que la amaba, mamá sonreía y lo seguía. Cantar o bailar puede ser algo que no te agrade, y está bien, pero debe haber algo. Algo que les indique a los chicos que las cosas están bien dentro del pequeño mundo que es el matrimonio de sus padres.

9. Léele mientras ella limpia

No te emociones, no significa que te libraste de las tareas domésticas, pero a veces cuando a mi mamá se le ocurría la idea de disfrutar su tiempo libre tallando el fregadero, papá le hacía compañía leyéndole un libro en voz alta, sólo para demostrarle que valoraba su compañía.

10. Acaríciala

Es una pequeña palmadita de cariño que se traduce en la seguridad de que tus padres aún se aman.

11. Apóyala en sus intereses

Mis padres tenían una vida muy ocupada: muchos hijos, estaban involucrados profundamente en su iglesia, su trabajo y su comunidad. Mi madre era voluntaria en grupos religiosos que la mantenían fuera de casa por horas. Él la apoyaba y la animaban a hacer esa clase de cosas, incluso si significaban reacomodar la vida familiar mientras ella estaba fuera.

12. No critiques su comida

Es muy probable que tu esposa nunca cocine como tu madre, y está bien. Si ella es lo suficiente amable para cocinar para ti, asegúrate de nunca criticar lo que ella hizo, aunque sea difícil de masticar.

13. Escucha su consejo

Sí: Consulta tus decisiones con ella. Sabíamos que papá amaba a mamá porque él le pedía sus ideas y opiniones. Quería que le cuestionara sus ideas y le señalara las que estaban equivocadas. Los hijos aprenden que sus padres están dentro de un matrimonio equitativo y respetuoso si la pareja toma decisiones en conjunto.

Tus hijos necesitan tener confianza en tu matrimonio. Necesitan saber que se aman. Ahora tras 41 años de matrimonio, tengo tanta confianza que mis padres se aman como la tenía al crecer y esa certeza, ha hecho un mundo de diferencia en la seguridad que tengo en mi propia vida.

Vía Familias.com

Compartir: