Compartir:
El Programa de Preparación Matrimonial Dios entre Nosotros, que ha servido a la comunidad católica hispana de Colorado, Estados Unidos, por más de 10 años, ha incluido nuevas áreas de evangelización que apuntan al fortalecimiento del matrimonio y la familia a través de la educación de los jóvenes sobre estos trascendentales temas.  

Los directores del Programa, Jorge y Viviana Paredes, explican la importancia de esta iniciativa y su expansión a otras ciudades de Estados Unidos.  

“Basados en nuestra experiencia apostólica sirviendo a los novios y los matrimonios observamos la gran necesidad de educar a los jóvenes adultos sobre la importancia del matrimonio incluso antes de siquiera pensar en comprometerse, al mismo tiempo es indispensable acompañar a los ya casados a fortalecer sus propias familias”, comentan.  

Ante esta necesidad los esposos Paredes han expandido su ministerio a 4 áreas fundamentales: el discernimiento vocacional, el enamoramiento-noviazgo, la preparación matrimonial y el enriquecimiento familiar.  

Es importante educar a los jóvenes a encontrar el verdadero sentido a sus propias vidas, tomar rienda de ella y recién buscar y enamorarse de una persona que realmente los complemente.

“Existen algunos programas de discernimiento vocacional para la vida consagrada, pero hay mucha desinformación sobre el sacramento del matrimonio y los retos de la vida matrimonial, muchos toman por añadidura que algún día encontrarán a alguien con quien terminarán casándose, pero sin una aproximación profunda y seria sobre una decisión tan importante y de la cual depende su propia felicidad”, comenta Jorge.

“Es por eso que es importante educar a los jóvenes a encontrar el verdadero sentido a sus propias vidas, tomar rienda de ella y recién buscar y enamorarse de una persona que realmente los complemente. Invitando a Dios a ser parte de esa relación aún temprana, ayudará a que ambos vayan descubriendo si realmente son llamados a amarse el uno al otro para toda la vida bajo el sacramento del matrimonio. Una vez recibido el sacramento del matrimonio, la historia recién comienza”, explica Viviana.  

El Santo Padre es claro cuando dice que el marido hace madurar a la esposa como mujer y la esposa hace madurar al marido como hombre… los dos crecen en humanidad, y esta es la principal herencia que pasan a los hijos”, dice Jorge.  

“Estamos contentos de servir especialmente a aquellas diócesis y parroquias en las que no existen suficientes programas para los Hispanos, ya sea por falta de líderes bilingües pues la comunidad hispana creció tan de repente que los párrocos no se dan abasto. Otro reto importante es que al no entenderse el idioma y la cultura Hispana es difícil crear iniciativas innovadoras para servir a nuestra comunidad”, precisan.  

Viviana y Jorge Paredes han servido a la comunidad hispana en Miami, Florida y Denver, Colorado por más de 15 años, tienen 5 hijos y son miembros del Movimiento de Vida Cristiana.

Más información en www.diosentrenosotros.com o al correo diosentrenosotrosusa@gmail.com

Vía Aciprensa

Compartir: