Compartir:
Desde el domingo 22 de febrero hasta el viernes 27, el Papa Francisco y la Curia Romana estarán en ejercicios espirituales.

“Quien vive los ejercicios espirituales de modo auténtico experimenta la atracción, el encanto de Dios, y vuelve renovado, transfigurado a la vida ordinaria, al ministerio, a las relaciones cotidianas, trayendo consigo el perfume de Dios”. Son palabras del santo padre Francisco cuando recibió a la Federación Italiana de Ejercicios Espirituales el año pasado.

Y el Papa quiere vivir los ejercicios espirituales de Cuaresma lejos del Vaticano y del trabajo y los compromisos de cada día. Por esta razón, el santo padre Francisco, acompañado por miembros de la Curia Romana, se va de ejercicios espirituales este domingo, 22 de febrero y regresarán el viernes 27. 

Por primera vez, los ejercicios espirituales de Cuaresma para la Curia y el Papa se realizaron fuera del Vaticano el año pasado, por invitación del mismo Pontífice. De este modo, en marzo del 2014 el papa Francisco y unos 80 miembros de la Curia viajaron hasta la Casa Divino Maestro en Ariccia, a casi 40 kilómetros de Roma. Monseñor Angelo De Donatis, párroco de San Marcos Evangelista en el Campidoglio de Roma, fue el encargado de hacer las predicaciones.

Durante el período de retiro, se suspenden las audiencias privadas y especiales, incluyendo la audiencia general de los miércoles.

Nuevamente este año viajaron hasta Ariccia este domingo por la tarde. El tema de los ejercicios será “Servidores y profetas del Dios vivo”. Las meditaciones, que contarán con una lectura pastoral del profeta Elías, serán realizadas por el carmelita Bruno Secondin, según informó L´Osservatore Romano.

El programa de los ejercicios prevé para el primer día, a las 18, la adoración eucarística y la oración de las vísperas. Los demás días comenzarán con laudes a las 7:30, a continuación una primera meditación a las 9:30 y después la celebración eucarística. A las 16:00 se realizará la segunda meditación, que precederá a la adoración eucarística y las vísperas. El último día, el viernes 27, está prevista la celebración eucarística a las 7:30 y la conclusión a las 9:30.

Las meditaciones comenzarán con una reflexión sobre el tema: “Salir del propio pueblo” y estarán marcadas por el siguiente programa diario: 

– “Caminos de autenticidad” (las raíces de la fe y el coraje de decir no a la ambigüedad),

– “Senderos de libertad” (de los ídolos a la verdadera piedad),

– “Dejarse sorprender por Dios” (el encuentro con un Dios que está en otra parte, y el reconocimiento del pobre que nos evangeliza), 

– “Justicia e intercesión” (testigos de justicia y solidaridad).

El último día estará dedicado al tema “Recoger el manto de Elías” (para convertirse en profetas de fraternidad).

 

Vía Religión en Libertad

Compartir: