Compartir:

Si hay algo que caracteriza a los niños es su simpleza y sinceridad, cualidades que cuando se toman en cuenta hacen del mundo un lugar más honesto.

Motivado por ese concepto, el poeta colombiano, Javier Naranjo, emprendió la creación de un diccionario con 500 definiciones de palabras elaboradas por niños, dando un gran paso para entender cómo ven ellos el mundo.

Las palabras se recopilaron dentro de escuelas rurales de Colombia, donde los estudiantes participaron de talleres de creación literaria impulsados por Naranjo, quien aseguró que únicamente ha corregido las faltas ortográficas de las definiciones, pues su esencia radica en la forma en que han sido explicadas.

El diccionario lleva el nombre de “Casa de estrellas: el universo contado por los niños”, y las definiciones que lleva dentro fueron elegidas por los propios niños, mientras que otras por Naranjo, sin eludir ninguna.

“No taché ni quité ninguna definición dicha por ellos. La única guía que tuve para la selección era la potencia de esas palabras y de sus expresiones. El poder de revelación que tenían”, comentó Naranjo al respecto.

Y es que en el diccionario se encuentran concepciones sobre el universo, la Iglesia, la soledad, la violencia, entre otras, todas cargadas con el sentido lógico de los más pequeños, provocando que la obra se haya editado ya cuatro veces y que se convirtiera en un fenómeno de ventas en Colombia.

Hay definiciones que conmueven, como la de tranquilidad de Blanca Yuli Henao, de 10 años: “Por ejemplo que el papá le diga que le va a pegar y que después le diga que ya no“.Diccionario niños

A continuación les dejamos algunas de las definiciones que pueden encontrar en “Casa de las estrellas: el universo contado por los niños”:

– Adulto: Persona que en toda cosa que habla, primero ella (Andrés Felipe Bedoya, 8 años).

– Agua: Transparencia que se puede tomar (Tatiana Ramírez, 7 años).

– Anciano: Es un hombre que se mantiene sentado todo el día (Maryluz Arbeláez, 9 años).

– Blanco: Un color que no pinta (Jonathan Ramírez, 11 años).                      

– Campesino: Un campesino no tiene casa, ni plata. Solamente sus hijos (Luis Alberto Ortiz, 8 años). 

– Cielo: Donde sale el día (Duván Arnulfo Arango, 8 años).                              

– Dinero: Cosa de interés para los demás con lo cual se hacen amigos y no tener esto, hace enemigos (Ana María Noreña, 12 años).

– Dios: Es el amor con pelo largo y poderes (Ana Milena Hurtado, 5 años).                                    

– Envidia: Tirarle piedras a los amigos (Alejandro Tobón, 7 años).

– Iglesia: Donde uno va a perdonar a Dios (Natalia Bueno, 7 años).

– Luna: Es lo que nos da la noche (Leidy Johanna García, 8 años).

– Oscuridad: Es como la frescura de la noche (Ana Cristina Henao, 8 años).

– Paz: Cuando uno se perdona (Juan Camilo Hurtado, 8 años).

– Soledad: Tristeza que le da a uno a veces (Iván Darío López, 10 años).                                  

– Tiempo: Algo que pasa para recordar (Jorge Armando, 8 años).

– Universo: Casa de las estrellas (Carlos Gómez, 12 años).

– Violencia: Parte mala de la paz (Sara Martínez, 7 años).

 

Fuente: Sentir Positivo

 

Compartir: