Compartir:
Acerca del comentario del Santo Padre sobre la "mexicanización, la Santa Sede clarificó este mensaje.

El Director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, P. Federico Lombardi, aclaró una reciente afirmación del Papa Francisco sobre “evitar la mexicanización” en alusión a Argentina  y precisó que en ningún momento el Santo Padre ha querido herir los sentimientos del pueblo mexicano.

El sacerdote jesuita explicó que ayer por la tarde la Secretaría de Estado del Vaticano entregó una nota al embajador de México ante la Santa Sede en la que se aclara este tema luego que se conociera un correo electrónico privado enviado por el Papa a un amigo suyo, el diputado Gustavo Vera en Buenos Aires que dirige la ONG La Alameda, y luego que el gobierno de México enviara una nota de protesta a través de sus canales diplomáticos. 

En el mensaje, entre otras cosas, el Papa dijo al diputado: “veo tu trabajo incansable a todo vapor. Pido mucho para que Dios te proteja a vos y a los alamedenses. Y ojalá estemos a tiempo de evitar la mexicanización. Estuve hablando con algunos obispos mexicanos y la cosa es de terror. Mañana me voy, por una semana, a hacer Ejercicios Espirituales con la Curia Romana”.

El P. Lombardi explicó que con este mensaje el Santo Padre no pretendía en ningún modo herir los sentimientos del pueblo mexicano, por el cual nutre un especial afecto, y menos aún minusvalorar el compromiso del Gobierno en la lucha contra el narcotráfico.

Además, explicó, la expresión ”evitar la mexicanización”, fue utilizada por el Papa en un e-mail de carácter estrictamente privado e informal, en respuesta a un amigo argentino muy comprometido en la lucha contra la droga, que había usado dicha frase.

La nota entregada al embajador mexicano refiere que, evidentemente, el Papa no pretendía más que destacar la gravedad del fenómeno del narcotráfico que aflige a México y otros países de Latinoamérica. 

“Es precisamente esta gravedad la que determina la lucha contra el narcotráfico como una prioridad en los programas del Gobierno mexicano; estos tienen como objetivo combatir la violencia y devolver la paz y la tranquilidad a las familias mexicanas, incidiendo sobre las causas que originan dicha plaga social”, señala el Vatican Information Service. 

El narcotráfico, concluye, es “un fenómeno, como otros en Latinoamérica, por los cuales en varias ocasiones, también en los encuentros con los Obispos, el Santo Padre ha llamado la atención sobre la necesidad de adoptar a todos los niveles políticas de cooperación y concertación”.

 

Vía Aciprensa

Compartir: